Él te responde
Por: Pastor David Ingman
14/11/2021

Jeremías 33:3. Tal vez, una de las cosas más difíciles de hacer para nosotros, como creyentes, es confiar que Dios nos va a responder cuando lo llamemos.

La mayoría de las personas nunca han visto físicamente a Dios ni han escuchado su voz audible. Por supuesto, hay excepciones en la Biblia, pero los casos son tan pocos que asumiríamos que, probablemente en esta vida no lo hagamos. Entonces, ¿cómo sabemos que Él nos responderá cuando le llamemos? Esa es una de las preguntas más comunes que hacemos los cristianos.

Salmos 17: 6 (NTV). Esto es lo maravilloso de la relación de David con Dios: él sabía que Dios le respondería, David tenía la seguridad de que servía a un Dios que lo escuchaba y del que recibiría una respuesta. David primero tuvo fe en que Dios existe y luego, que Dios lo escucharía.

Hebreos 11:6 (NTV). Un estudio reciente dice que dos tercios de los cristianos, en los Estados Unidos, han tenido dudas acerca de la existencia de Dios en tiempos de problemas en sus vidas. Pero debemos entender que el lenguaje de los Cielos es el lenguaje de la fe, no de la duda o incredulidad. Cuando creemos en Dios y sus promesas, hay una cierta valentía, que se apodera de nosotros, para acercarnos confiadamente a Dios.

Jeremías 33:3. En este versículo se nos dice que, básicamente, hay cuatro pasos en el proceso de buscar a Dios:

1. Debemos llamarlo.
2. Él nos responderá.
3. Él nos mostrará cosas grandes y poderosas, cosas más allá de nuestra comprensión humana. Nuestros pensamientos y caminos no son los suyos.
4. Él nos dará la respuesta. Pero tenemos que seguir buscando y llamando a la puerta, hasta que recibamos la respuesta.

Ahora, debemos entender esto: las respuestas de Dios no siempre son lo que queremos y no siempre vienen cuando las queremos. Pero, lo que tenemos garantizado es que Dios nos responderá de una forma u otra, conforme a su plan divino para nuestras vidas.

Isaías 55:8-9 (NTV). Si podemos entender que Dios tiene la respuesta a todas nuestras necesidades y que EL sabe lo que es mejor para nosotros, entonces podremos continuar con nuestras vidas, confiando que su respuesta es la mejor respuesta, sin importar cuál sea.

La mayor mentira que el enemigo quiere que creamos es que Dios es inaccesible. Sin embargo, sabemos que Dios nuestro Padre, su hijo Jesús y el Espíritu Santo, son totalmente accesibles, a través de nuestra fe.

(texto visible). Recordemos: nuestro punto de entrada o acceso a Dios, es nuestra fe en Él, en su Palabra y en sus promesas.

© 2019 Comunidad de Fe by Cdfe Media

Síguenos en:            
¿Necesitas oración?