Nuevo de nuevo
Por: Pastor Danny Serrano
06/02/2022

Lucas 5:35-38 (NTV). Hay muchas cosas que solíamos usar normalmente hace años, eran cosas muy buenas para ese tiempo, pero que ahora ya no necesitamos, son cosas que han quedado atrás y ahora son solo antiguas o “vintage”. Así, en nuestras vidas, también hay glorias pasadas.

Isaías 43:18-19 (NTV). Esta es la Palabra que nos ha dado Dios para este año. Por eso, debemos creer que este, no será año más, sino que será un año nuevo. Dios está a punto de derramar sobre nosotros vino nuevo, pero si no estamos preparados, será un desperdicio.
Si estamos llenos de otras cosas, no seremos llenos de Su vino. Si estamos llenos de nuestros propios planes, no seremos llenos de Sus planes ni de Sus ideas. Si queremos lo nuevo, de nuevo, debemos dejar lo viejo.

Josué 1:1-2. Somos buenos empezando algo, pero, la mayoría, somos malos terminándolo. ¿Qué odres viejos debemos enterrar y dejar atrás? Ya no podemos seguir lamentando el pasado, ya no podemos seguir viviendo de glorias pasadas, ni de lamentos antiguos. ¡Ya pasó! Dios, no es un Dios del pasado, es un Dios del mañana.

Ya dejemos el dolor de esa relación rota. Cerremos el ciclo de lo que no funcionó en el pasado, si queremos lo nuevo, debemos aprender a ser resilientes. Es tiempo de madurar y caminar a la tierra que Dios nos ha dado, pasemos el Jordán. Nuestra familia nos necesita de nuevo. Nuestro trabajo nos necesita de nuevo. Nuestra iglesia nos necesita de nuevo. Esta generación nos necesita de nuevo. Y, sobre todo, Dios nos necesita de nuevo.

Entrar en lo nuevo implica salir de tu zona de costumbre, implica incomodarnos, implica esfuerzo. Sin esfuerzo, no podremos experimentar lo nuevo de nuevo.

Hay cuatro áreas que debemos renovar:

1. La enseñanza. Hechos 2:42 (NTV). Es tiempo de ser una iglesia que pone en primer lugar la Palabra y no las emociones. Que busca, que estudia y aprende de la Palabra. La Palabra es nuestra posición. Es luz a nuestro camino. Sin la Palabra en nuestra vida, no podremos tomar decisiones acertadas.
2. La comunión. El conocimiento de la Palabra te va a llevar a tener buena comunión con los demás. La ausencia de la Palabra y la buena enseñanza nos va a llevar al chisme, a la queja, a la crítica. La Palabra en el corazón, nos va a ayudar a amar a amigos, familia, iglesia, etc.
3. Servicio. Al tener una correcta comunión, vamos a querer servir a los demás y al Señor. Disponer nuestro tiempo sin que sea una carga, para hacer la obra de Dios. Esto lo hacemos juntos aquí en la iglesia.
4. La oración. Debemos renovar nuestros tiempos de oración. La oración no es una llamada al departamento de quejas, sino que nos ayuda a crecer en comunión con Jesús y con Su Espíritu Santo.

Si nos llenamos de la Enseñanza de la Palabra nuestras oraciones serán más efectivas.

© 2022 Comunidad de Fe by Cdfe Media

Síguenos en:            
¿Necesitas oración?