Autoridad espiritual
Por: Pastores David y Kathy Ingman
03/03/2019

Para que verdaderamente podamos comprender lo que significa la autoridad espiritual, debemos primero saber que esta autoridad es una calle de dos vías. A la mayoría de cristianos nos gusta la idea de tener autoridad sobre las tinieblas y, a veces, también sobre otras personas, pero no podemos caminar en autoridad y poder espiritual sin estar sometidos primero a un poder y autoridad más altos.

El diccionario define autoridad como: “El poder o derecho de dar órdenes y hacer obedecer a otros, o tomar una acción específica. La autoridad usualmente es conferida sobre alguien por una persona de un rango más alto, y no es otorgada por uno mismo”.

Mateo 8:5-13 (NTV). Aquí se explica claramente qué es la autoridad espiritual. Las Escrituras dicen que Jesús estaba asombrado por la respuesta del oficial romano. ¿Por qué? Primero porque este hombre tenía una revelación personal y entendimiento acerca de la autoridad. Podemos ver además que Jesús conectó la fe de este hombre con el concepto de autoridad espiritual.

Después, el oficial continúa diciendo que la razón por la cual podía ejercitar autoridad sobre sus subordinados era porque él mismo estaba sometido a la autoridad. Ahora, entender esto es muy importante para aquellos de nosotros que queremos caminar en autoridad espiritual y ejercitarla sobre los poderes de las tinieblas. Todos necesitamos una revelación de autoridad. Muchos cristianos dicen: “¡He orado en el nombre de Jesús muchas veces, pero no funciona!” ¿Por qué? Porque no están bajo autoridad.

Hechos 19:11-16 (NTV). Estos hombres estaban impotentes en este tema porque no tenían autoridad espiritual. Pablo, en cambio, había recibido autoridad de parte de Dios, porque estaba totalmente entregado a Él. Ahora, en el Antiguo Testamento en el tiempo de Salomón, había una práctica judía donde la gente invocaba el poder de ángeles para tratar de echar fuera demonios, recordemos que ellos no tenían a Jesucristo. Pero ahora nosotros, bajo el Nuevo Pacto, tenemos el poder de Cristo y una autoridad dada por Dios para echar fuera demonios, sanar a los enfermos y ordenar huir a las tinieblas en el nombre de Jesús.

Lucas 10:19. Mateo 18:18 (NTV). Tenemos el poder de prohibir y el poder de permitir, es decir atar y desatar. Esto es autoridad espiritual. Mientras vamos creciendo en nuestro caminar cristiano, vamos creciendo en nuestra autoridad espiritual.

Romanos 13:1-7. Entonces, ¿por qué muchos no están usando esta autoridad? Porque no podemos caminar en autoridad espiritual si primero no estamos sometidos a un poder y autoridad más altos. Si no tenemos respeto por las autoridades terrenales, entonces ¿cómo podemos esperar caminar en nuestra autoridad dada por Dios? Esto incluye a las autoridades en la Iglesia. No podemos hacer lo que queramos, hay una autoridad mayor sobre todos nosotros.

Judas 8-11 (NTV). Recordemos que, aunque vivimos en este mundo, nosotros estamos sujetos a un Reino Celestial y eterno, donde Dios tiene reglas y hay rangos. Todo lo que creemos debe ser basado en Palabra de Dios porque necesitamos el poder del Espíritu Santo en nuestra vida.

© 2019 Comunidad de Fe by Cdfe Media

Síguenos en: